Noticias - Toda la Provincia a Toda Hora

Hubo nuevamente inconvenientes con el agua potable en la zona este de Paraná.

0

cortedeagua.jpg_869080375

 

 

 

 

 

 

 

 

El caño alimenta a los centros de distribución Lola Mora y Parque del Lago, y al tanque del Seminario. El corte se prolongó durante todo el día, y recién al cierre de esta edición se preveía la finalización de los trabajos, según se informó ayer desde Obras Sanitarias. A partir de allí, comenzaba la lenta normalización del servicio en la zona entre avenida Ramírez, río Paraná, avenida de Las Américas hasta el fin del ejido urbano en el este.
La falta del vital servicio se sintió porque el corte fue prolongado y los vecinos comenzaron a padecer la falta de agua al quedarse sin reservas en los tanques.
Los trabajos, como se informó oficialmente, se iniciaron aproximadamente a las 7. Desde antes, muchos hogares de esa zona sintieron la falta de presión y del suministro.
Esa cañería de impulsión en López Jordán fue colocada durante la construcción de la nueva planta potabilizadora, habilitada antes de 2007.
Desde entonces, presentó roturas en ese tramo en varias oportunidades: en López Jordán y Fraternidad, en Circunvalación y López Jordán, o en otros sectores intermedios. Pero en todos los casos afectó al 35% de la población de la capital provincial, que habita hacia el este de la avenida Ramírez.
Por ese motivo, a fines de octubre del año pasado habían llegado a la ciudad técnicos de la empresa proveedora de los caños, para que elabore un diagnóstico de la situación.
Anoche, se informó que las tareas habían consistido en el corte del caño roto, el recambio del tramo fallado y el laminado de la nueva pieza colocada. Luego se aguardó el secado de la tarea, para recién allí restituir la impulsión de agua hacia los centros de distribución.
La llegada del agua a las casas afectadas por el corte del servicio, se anunció, iba a ser muy lenta.

Fuente: Once

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.