Noticias - Toda la Provincia a Toda Hora

La Selección igualó ante Rumania

0

El equipo argentino, dirigido por Alejandro Sabella, no tuvo una buena noche en la fría Bucarest, o al menos se espera que sólo se trate de un mal día porque no funcionó en casi todas sus líneas.
El único punto positivo fue la buena actuación del arquero Sergio Romero, quien ante las exigencias del ataque rumano, que supo manejar y administrar los contraataques, respondió con solvencia, en un puesto cuestionado por los pocos minutos que disputa en su club, en Mónaco.
ORDENADO RIVAL. En el primer tiempo, los dirigidos por Sabella se encontraron con un equipo rumano ordenado y aplicado, con algunos de los futbolistas que perdió el repechaje ante Grecia, que jugó con un 4-4-1-1, sistema que cortó el circuito creativo argentino entre el capitán Lionel Messi y sus socios, Fernando Gago y Ángel Di María.
Al crack rosarino, que vomitó en el campo de juego en los primeros minutos, se lo vio impreciso y con el correr del tiempo aumentó su fastidio, ése que aparece cuando las cosas no salen bien. En tanto, Gago repitió las últimas actuaciones en Boca y a Di María le costó encontrarse con el balón.
MUY POCO EN ATAQUE. En ataque, Gonzalo Higuaín y Sergio Agüero tuvieron pocas oportunidades porque la pelota les llegó muy poco a los pies, pero cuando la recibieron crearon peligro: a los 9’, el remate del Pipita, cara a cara, fue desviado por el arquero Tatarasanu; y a los 38’, el Kun dejó dos rivales en el camino, pero el guardametas le negó el gol.
Los rumanos contaron con las situaciones más claras: a los 20 minutos Romero sacó por arriba del travesaño el cabezazo del atacante Maricá y a los 32’, el ex Racing volvió a salvar al equipo con un remate de cabeza de Maxim, en el punto penal.
FLOJA DEFENSA. Hasta ese momento, la defensa argentina, con un pobre partido de Federico Fernández, no dio garantías, desbordada por las bandas y perjudicada por la escasa marcación desde el mediocampo. Además no fue de la partida Ezequiel Garay (entorsis de tobillo) y su lugar fue ocupado por José Basanta, de aceptable actuación.
LEVE MEJORÍA. En la segunda etapa, Argentina salió con otra actitud, pero no le sobraron ideas. Con Messi más comprometido originó situaciones, después de los 20 minutos, cuando ambos equipos realizaron modificaciones. Sabella dispuso los ingresos de Rodrigo Palacio y Lucas Biglia que agilizaron el ataque.
A los dos minutos, el defensor Gardos sacó cerca de la línea de gol el esfuero de Agüero, quien había gambeteado al ingresado Pantilimon, y a los 24’, Palacio desperdició una chance clara, de cara al arco, tras centro de Marcos Rojo por sector izquierdo, con pase vertical de Messi.
Cuando Di María ayudó a Messi se vio otro juego en el ataque argentino, más punzante y en los últimos instantes acorraló a Rumania y tuvo el triunfo a los 40 minutos, cuando Pantilimon sacó sobre la raya el remate de Ezequiel Lavezzi.
La tarea del seleccionado argentino encendió alarmas con vistas al Mundial Brasil 2014 porque se repitieron errores en defensa, el mediocampo tuvo una discreta ocasión y el ataque más temido por el resto de los equipos, con Messi a la cabeza, no brilló como en otras ocasiones.

SÍNTESIS
RUMANIA 0
Ciprian Tatarasanu
Alexandru Matel
Florin Gardos
Paul Papp
Razvan Rat
Mihai Pintilii
A. Bourceanu
Alexandru Chipciu
Alexandru Maxim
Ciprián Maricá
Cristian Tanase
DT: Victor Piturca.

ARGENTINA 0
Sergio Romero
Pablo Zabaleta
Federico Fernández
José Lasanta
Marcos Rojo
Fernando Gago
Javier Mascherano
Angel Di María
Lionel Messi
Gonzalo Higuaín
Sergio Agüero
DT: Alejandro Sabella.
Cambios: ST, inicio Torje por Maxim(R) y Pantilimon por Tatarasanu(R); a los 11’, Palacio por Agüero (A) y Lazar por Tanase(R); a los 13’, Biglia por Gago (A); a los 22’, Rusescu por Maricá (R); a los 30’, Luchin por Matel(R); a los 31’, Lavezzi por Higuaín(A); a 42’, Grozav por Chipciu(R); a los 44, M. Rodríguez por Di María(A). Árbitro: Gianluca Rocchi (Italia). Estadio: National Arena de Bucarest, Rumania.
o_1394083574
SABELLA
“Pensábamos que
íbamos a ganar”

“Pensábamos que íbamos a ganar, fue muy cerrado y difícil”, reconoció primeramente Alejandro Sabella en la conferencia de prensa posterior al amistoso con Rumania. Es que nadie esperaba que la Selección no pudiera quebrar a un rival que ni siquiera se clasificó al Mundial de Brasil, más allá de la localía y los contratiempos habituales de cada Fecha FIFA. Igualmente, enfatizó: “En líneas generales y por cantidad de situaciones de gol, merecimos la victoria”.
Uno de los puestos más discutidos en Argentina es el arco: Sergio Romero no tiene la banca de todo el público y el periodismo, pero redondeó una buena actuación y todo hace indicar que será quien defienda la valla albiceleste en la Copa del Mundo. “Tuvo un partido muy bueno, mostró presencia dentro del área y tapó un cabezazo muy bueno”, manifestó su DT.
Después, dedicó unas líneas a Lionel Messi: “Tuvo una arcada que se le pasó tomando agua. Hizo un buen partido, con chispazos de jugadas interesantes de gol. Ellos cortaron mucho los espacios, sólo él pudo efectuar jugadas que las hace un futbolista tan extraordinario”.

UNO X UNO
SERGIO ROMERO (7): sin dudas, la lupa estaba puesta sobre él por su inactividad en Mónaco, el club donde juega. Respondió muy bien e incluso salvó un cabezazo muy claro de Rumania en el primer tiempo.

PABLO ZABALETA (6): sin problemas en defensa, fue alternativa en ataque para proyectarse. Uno de los aprobados.

JOSÉ MARÍA BASANTA (5): debió reemplazar a Ezequiel Garay a último momento. Tuvo poco trabajo y respondió las veces que entró en juego.

FEDERICO FERNÁNDEZ (5): tampoco tuvo mucho trabajo y no mostró mayores flaquezas. La defensa no fue un problema.

MARCOS ROJO (5): en el primer tiempo, los rumanos atacaron por su sector con algunos centros que complicaron. En el segundo tiempo, se proyectó bien y sorprendió en ataque. Un centro suyo casi termina en gol de Palacio.

FERNANDO GAGO (4): se lo vio fastidioso como últimamente en Boca. Menos participativo que de costumbre en la selección, lo mejor fue un pase para dejar mano a mano al Kun Agüero. Fue reemplazado a los 12 minutos del segundo tiempo por Biglia.

JAVIER MASCHERANO (6): cubrió bien los espacios, principalmente en el segundo tiempo cuando el equipo argentino se adelantó en campo rumano y los locales se pararon de contra.

ÁNGEL DI MARÍA (7): de lo mejor de la selección. Estuvo en todos lados a la hora de defender y atacar y generó las mejores conexiones con sus compañeros.

LIONEL MESSI (6): lejos del nivel superlativo en otras actuaciones de la selección, jugó lejos del arco y prácticamente no pateó. Fue más enganche que delantero. Algunos pases punzantes generaron peligro.

SERGIO AGÜERO (6): lo más movedizo en el ataque de la selección, tuvo las ocasiones más claras hasta ser reemplazado por Palacio, a los 12 del segundo tiempo. Venía de una lesión, pero no mostró rastros de ella.

GONZALO HIGUAÍN (4): de lo más flojo de la selección. Participó poco del juego y falló en las ocasiones de gol que tuvo. Estuvo lento para definir.

ENTRARON
RODRIGO PALACIO:
 tuvo una chance muy clara para abrir el marcador y falló.

LUCAS BIGLIA: mostró movilidad para abrir espacios cuando los rumanos más se cerraban.

EZEQUIEL LAVEZZI: en el final, tuvo una de las más claras y el arquero rumano salvó con una gran atajada.

MAXI RODRÍGUEZ: entró para jugar minutos del partido.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.