Noticias - Toda la Provincia a Toda Hora

Más de 450 participantes en las Jornadas Nacionales de Asistencia a la Víctima

0

Las jornadas fueron encabezadas por presidente del Consejo Federal de Asistencias a las Víctimas, Guillermo Benetti; el secretario de Justicia de Entre Ríos, Rubén Virué; Marcia López, directora de la Oficina de Asistencia Integral a la Víctima del Delito de la provincia y secretaria Ejecutiva del Consejo Federal de Asistencia a la Víctima; Gonzalo Sansó, director de la Oficina de Asistencia a la Victima y al Testigo del Ministerio Público Fiscal de Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

 

La actividad fue organizada por la dirección general de Asistencia a la Víctima del Delito de Entre Ríos, en conjunto con la Oficina de Asistencia a la Víctima y al Testigo del Ministerio Público Fiscal de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

 

Una de las expositoras destacadas, máxima referente en la materia en el país, fue la profesora de Criminología y Victimología de la Universidad Nacional de Córdoba, Hilda Marchiori, quien destacó la tarea que se realiza sobre el tema en la provincia.

 

 

“En Entre Ríos me encuentro con la sorpresa de un equipo estable. Tenemos que apoyarlo para que haya continuidad. Se trata de técnicos y personas especializadas que deben tener todo el apoyo y ayuda para atender no solamente a las víctimas de la capital, sino también al interior”, dijo Marchiori.

 

 

Balance

 

La directora de Asistencia a la Víctima del Delito de Entre Ríos, Marcia López, destacó que el encuentro fue “muy positivo y los comentarios han sido muy buenos”, con la presencia de más de 450 personas de todo el país.

 

López apuntó que no esperaban tantos inscriptos y aclaró que estas jornadas eran las cuartas y “han sido muy enriquecedoras desde la primera hasta esta y sentimos que cada vez nos alcanza menos el tiempo, por eso este año la hicimos de dos días y nos quedamos con cosas para seguir trabajando”.

 

Resaltó que los expositores han sido de notable embargadora, profesionales muy reconocidos, con muchos años de trayectoria en la temática, además de los trabajadores de las diferentes oficinas de asistencia a la victima que hace años que viene trabajando en la temática. “Trabajar en asistencia a la victima sin estar capacitado es imposible, estas capacitaciones las hacemos todos los años y cada vez es mas compleja la temática que trabajamos, por lo que se requiere mayor capacitación”, finalizó López.

 

Autoevaluación

 

El director del Consejo de Asistencia a la Víctima de la Defensoría del Pueblo zona sur de Santa Fe, y presidente del Consejo Federal de Asistencia a la Víctima, Guillermo Benetti, expresó que las jornadas “tienen que ver con reafirmar si estamos haciendo bien o no las acciones que llevamos adelante en los distintos centros. Y por el otro lado, intercambiar las experiencias, en tanto la víctima de un lugar no es lo mimo que la víctima de otro lugar, y los abordajes son distintos”.

 

En tal sentido, ejemplificó que “entre Santa Fe y Entre Ríos estamos muy parejos porque las sociedades son muy parecidas, aunque las tendencias pueden cambiar”. En el caso de la provincia de Santa Fe, “con respecto a lo que es el sur y el norte de la misma, cambia radicalmente, no sólo en la demanda por la tipología de delitos, sino también en los abordajes, que son distintos”.

 

“El sustrato común es la asistencia a la víctima, es nuestro norte. Lo demás es cuestión de cada equipo en cada lugar”, completó.

 

Comprender a las víctimas

 

La última conferencia de las Jornadas Nacionales , estuvo a cargo de la profesora de Criminología y Victimología de la Universidad Nacional de Córdoba, Hilda Marchiori, quien expuso sobre las Consecuencias de la Victimización y reflexionó acerca de los procesos de criminalidad. Además, planteó la necesidad de tener un enfoque federalista del delito y detalló que las víctimas tienen derecho a la información, acompañamiento, acceso a la justicia, asistencia médico – psicológica y social.

La especialista manifestó que “uno de los objetivos de estas jornadas, fue comprender más a las víctimas y asistirlas, porque tenemos una criminalidad cada vez más agravada, con mayores daños, de grupo, organizada. Esta modalidad actual nos preocupa”.

 

Por otra parte, indicó que “hemos visto a través de estos días, los relatos de todo el país, las zonas que trabajan con la ayuda a las víctimas de violencia familiar, los casos de los niños víctimas de maltratos, además, delitos contra la integridad sexual y nos encontramos en una posición en la que es necesario fortalecer las redes para tener menos violencia”. De este modo, consideró que se podría tener “no solamente menos muertos, sino también apoyar a la víctima para ser sobreviviente de hechos en los que pudo perder su vida”.

 

Más adelante aseguró: “Nosotros no estamos contra los derechos del imputado, del procesado o sentenciado, creemos que tiene que haber derecho para el ciudadano que se equivocó en la vida y cometió hechos delictivos, tiene que realmente haber una justicia para él y un tratamiento”. Y en ese contexto, “tenemos que equilibrar, vinculado también los derechos de los ciudadanos que son víctimas generalmente vulnerables de un individuo que le ha fracturado la vida”, porque “en el delito hay un antes y un después vinculado a un hecho delictivo, es la vida de una persona y la vida familiar”.

 

Y reflexionó: “En este momento el país tiene una criminalidad organizada muy violenta, muy grave y peligrosa, y es necesario responder con equipos que se están armando en todo el mundo y ya vienen trabajando hace muchos años para fortalecer la asistencia y la ayuda a la víctima, pero el país tiene en deuda el trabajar más para la prevención para que tengamos menos muertos y heridos, menos gente violada y niñintos maltratados”.

 

En ese contexto, en la provincia de Entre Ríos, “me encuentro con la sorpresa de un equipo estable”, por lo que “tenemos que apoyarlo para que haya continuidad. Se trata de técnicos y personas especializadas que deben tener todo el apoyo y ayuda para atender no solamente a las víctimas de la capital, sino también al interior”.

 

Para llegar a asistir a las víctimas del interior, hay que organizar “redes hospitalarias, de justicia, sociales, de dispensarios para ayudar”, puntualizó.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.