Noticias - Toda la Provincia a Toda Hora

Rechazan probation a abogados acusados de estafa

0

 

La Justicia dio un claro mensaje: que las causas se deben investigar hasta las últimas consecuencias, más allá de que los acusados provengan de poderosos apellidos que tengan influencias dentro de los tribunales. Esta es la investigación que finalmente se pudo destrabar luego de varias presentaciones para evitar que se realice la apertura de un juicio a cuatro procesados por una estafa. Días pasados el Superior Tribunal de Justicia (STJ) rechazó de plano en Casación el pedido de probation solicitado por los abogados y hermanos Torrealday en la causa que se los investiga por estar involucrados en una estafa por 300.000 dólares al empresario rosarino Orlando Vignatti.

 

Esta causa se inició a mediados de setiembre de 2010 cuando el hombre de Rosario hizo una denuncia contra un grupo de personas que decían pertenecer a un grupo inversor que lo habrían intentado estafar en 300.000 dólares.

 

 

La denuncia avanzó en el Juzgado de Elvio Garzón, donde se resolvió procesarlos. El fallo del juez de Instrucción Nº 7 fue apelado ante la Sala II de la Cámara del Crimen y los miembros del tribunal confirmaron la resolución en primera instancia, donde además se rechazó el pedido de probation formulado por los abogados Flavio Emilio Torrealday y Carlos Torrealday.

 

No conforme con esto, los letrados de Paraná acudieron en Casación ante la Sala Penal del STJ, donde los vocales Daniel Carubia, Claudia Mizawak y Carlos Chiara Díaz confirmaron lo fallado por el juez Garzón y la Sala II de la Cámara del Crimen.

 

De esta manera se terminaron las dilaciones, por lo que el expediente será enviado al Juzgado Nº 7 para que disponga la clausura y el traslado de la causa a la Sala I para que fije la fecha de inicio al juicio oral y público al escribano Carlos Emilio Torrealday de 63 años, sus dos hijos Flavio de 40 y Guillermo de 29 y al exfuncionario provincial del Consejo General de Educación y de la Uader, Alejandro Richardet.

 

El STJ compartió los argumentos de la Procuración de rechazar la probation a los abogados por considerar que el hecho que se investiga amerita resolver las responsabilidades de los acusados en un juicio oral y público. Sin olvidar que en la Justicia Civil de Paraná, en primera instancia se falló a favor de los profesionales para cobrar los 300.000 dólares a Vignatti en un fallo que se consideró como muy llamativo y contradictorio.

 

 

Maniobra fraudulenta

En la causa judicial se conoció que Vignatti se sintió afectado por una maniobra fraudulenta en la cual los acusados pretendieron cobrarle 300.000 dólares, producto de un préstano confeccionado de modo irregular. Por ello llamó la atención del primer fallo de la Justicia Civil de Paraná que había fallado para que el rosarino debiera pagar la deuda al grupo inversor.

 

 

 

Vignatti se defendió asegurando que no era real que haya tomado un préstamo al grupo inversor compuesto -luego se estableció- por un remisero quien al ser convocado a la Justicia negó tajantemente haber participado de la operación junto a los demás profesionales que luego fueron procesados.

 

Diario Uno.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.