Noticias - Toda la Provincia a Toda Hora

Se trabaja en varios ejes de complementación pública y privada para el desarrollo industrial.

0

 

 

 

 

 

Entre Ríos cuenta en su territorio con seis parques y unas 20 áreas industriales, sobre los cuales el gobierno provincial, a través de la Dirección de Industrias y Parques Industriales, trabaja en diferentes aspectos. Uno de ellos es la articulación con las comunas, con la Nación y con los sectores empresariales y profesionales, complementado acciones para el desarrollo de estos sectores. Entre otros ejes de acción, se cuentan la gestión de financiamiento, la atracción de inversiones, los incentivos y la capacitación de mano de obra.

Los parques industriales se desarrollan a la par del avance de los centros urbanos de cada localidad y esto requiere una armonización de las políticas de promoción a nivel territorial. “Buscamos tener un dialogo fluido y trabajar en forma coordinada para captar lo que cada ciudad quiere hacer de su parque o área, articulando un trabajo en conjunto y poder ir a la Nación con todas las inquietudes y plantear este desarrollo”, explicó el director General de Industria y Parques Industriales, Ricardo Armocida

Remarcó que el beneficio de este desarrollo excede el interés empresarial ya que también se vuelca a la generación de mano de obra, fundamentalmente en lugar de origen. “La radicación de establecimientos productivos permiten el desarrollo de nuestra gente y con ello estamos revirtiendo la tradición que ha tenido por mucho tiempo la provincia de expulsar la mano de obra calificada”, indicó el funcionario.

Proyecciones ambiciosas

Detalló luego que la autoridad de control de los parques industriales es la provincia y que las leyes que reglamentan todo lo que es la promoción industrial, la radicación y expansión de los parques tiene que ver con directrices legales de esta jurisdicción.

Entendió que la legislación requiere ordenamientos pensando en una industria de acá a 20 años en virtud de las proyecciones ambiciosas que existen en Entre Ríos. “Es necesario una puesta a punto en términos de objetivos, acompañando el modelo de desarrollo agroindustrial que viene promoviendo el gobernador Sergio Urribarri”, indicó el funcionario.

En Entre Ríos hay parques con más desarrollo como sucede en las ciudades de Gualeguaychú, Concepción del Uruguay, Concordia o Paraná, donde se encaran diferentes acciones. “En la ciudad de Paraná estamos trabajando en una serie de iniciativas junto con el municipio, en una forma muy armónica, técnica y profesional, utilizando este modelo como banco de prueba para luego replicarlos en los distintos municipios, siguiendo la misma lógica de trabajo”, ejemplificó Armocida.

Explicó que el apoyo desde la provincia es fundamentalmente técnico y que se busca poner en funcionamiento un equipo con un grado de especialización importante, tanto en los aspectos económicos, legales, técnicos o medioambientales, con el que cuenta la Dirección a su cargo.

Beneficios e incentivos

Explicó que los beneficios que otorga la ley provincial en el sector son muy amplios y cuentan con una serie de componentes como la exención de ingresos brutos, al tiempo que expuso la importancia de seguir haciendo hincapié en los incentivos. “Es necesario desarrollar una gama de incentivos que apunten a la competitividad profunda. Es decir, que van mas allá del beneficio impositivo y que contribuyan a que las empresas tengan una serie de componentes extras que las estimule o les genere mejor calidad con respecto a marcar sus espacios”, detalló.

Agregó que otro desafío es articular la atracción de inversiones extranjeras, que se sumen a las cadenas existentes y no desplacen capacidad instalada, y detalló que la idea es trabajar de manera interdisciplinaria, como sucede con el clúster del software radicado en Paraná.

En este aspecto, informó que sector está interesado en llevar adelante la institución de un polo tecnológico que “será el paraguas de un emprendimiento que permitirá trabajar junto a la Subsecretaría de Ciencia y Tecnología, el municipio de Paraná, el clúster del software y la Corporación para el Desarrollo”.

Otras líneas de trabajo son el aprovechamiento del crédito fiscal que la provincia tiene como cupo en la Nación para la capacitación de mano de obra. “Cuando la Asociación de Industriales Metalúrgicos de Entre Ríos inauguró su centro de capacitación en María Grande, una demanda del sector era el tema de la capacitación de la mano de obra. En ese sentido se sugirió, a través de crédito fiscal que cuenta el sector metalmecánica con un saldo favorable, trabajar coordinadamente con la Dirección de Escuelas Industriales del CGE para que puedan capacitar recursos humanos haciendo uso de créditos fiscales”, detalló el director del área.

Captación de inversores

La provincia también está trabajando con la Casa de Entre Ríos en Buenos Aires en un proyecto de armado de una mesa de ayuda para los empresarios entrerrianos que tienen que hacer gestiones en esa ciudad o residan en ella, y para también que sea una ventanilla de aquellos inversores que estén interesados en trabajar con la provincia.

“Estamos trabajando con un programa de captación de inversiones a nivel nacional que tiene Cancillería, con lo que la provincia tiene una relación muy fluida. Eso nos permite estar siempre en la actualización de datos de las empresas que están interesadas en radicarse en Argentina y brindarles alternativas para su instalación”, agregó Armocida.

Ventajas competitivas

Más adelante, el funcionario expuso la ventaja que tiene la provincia con su localización territorial puesto que está cerca del nodo urbano más grande y más dinámico en el terreno productivo del país, donde ya no resulta eficiente sumar unidades productivas por la aglomeración.

“Con el desarrollo de infraestructura que está teniendo, Entre Ríos se torna un sitio muy viable y cercano de lo que es el corazón productivo del Mercosur, con el aprovechamiento de la autovía 14 y otras comunicaciones terrestres, además de los dos ríos que permiten una vinculación fluvio-marítima ideal para los emprendimientos productivos”, indicó el funcionario.

Colaboración administrativa

Por otro lado, consideró fundamental el trabajo conjunto con las cámaras empresarias, profesionales o las corporaciones para el desarrollo para articular acciones o situaciones puntuales de empresas que requieren algún tipo de apoyatura, ya sea por trámites o expedientes que estén gestionando.

Destacó el financiamiento público existente, con tasas de interés competitivas, a lo que se suma un fondeo provincial a través del Nuevo Banco de Entre Ríos de fácil acceso, y expuso que desde la Dirección se acompaña a las empresas en el proceso administrativo como es el armado de una carpeta de financiamiento.

“Este apoyo lo estamos haciendo y en gran parte el impulso pasa por la promoción intensiva de los fondeos públicos que existen para que la empresa tenga la capacidad de financiamiento a mediano y largo plazo, y de esta forma llevar adelante sus proyectos de inversión”, indicó.

“Cuando se habla de oferta productiva, de comercio, los efectos se ven al corto plazo. Cuándo estamos hablando de construcciones para la oferta productiva los efectos se ven al mediano plazo. Entonces, la capacidad de gestión en lo que es la parte industrial, es de largo aliento y el seguimiento y acompañamiento tienen que ser en el mismo sentido”, completó.

 

Fuente: Entre Rios

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.